Vamos a inventar

Contemos cuentos que empiecen con la misma letra: Ernesto estaba escribiendo y estornudaba escandalosamente expulsando E,e,E,e…

¿Qué sigue...? Inventa otro cuento con otra letra.